text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

¿Para qué sirve cada una de las partes del cerebro?

      
Fuente: Flickr / _DJ_
Fuente: Flickr / _DJ_

Es sabido que el cerebro es el órgano del cuerpo que se encarga de controlar y regular las acciones y reacciones que tenemos. En él se pueden distinguir tres formaciones o cerebros independientes pero conectados. Se trata del cerebro reptiliano, el paleomamífero o límbico y el neocórtex.

 

Lee también:
» Miden dolor cerebral con imágenes

 

De acuerdo a diversas investigaciones científicas, cada una de estas tres partes tiene funciones diferentes. Conócelas a continuación.


1. Cerebro Reptiliano


En lo profundo del cerebro se encuentra el cerebro reptiliano, el cual se caracteriza por ser la parte más antigua y primitiva de este órgano. Está formado por los ganglios basales, el tallo cerebral y el sistema reticular, y se sitúa en la fosa posterior del cráneo.


Esta parte de nuestro cerebro se encarga principalmente de la supervivencia y los instintos más básicos, como por ejemplo ante una situación de peligro, responde huyendo o atacando.


Además, regula las funciones fisiológicas involuntarias como es el caso de la respiración, la temperatura corporal, la circulación, la homeostasis y el trabajo de las hormonas.


2. Cerebro límbico

 
El cerebro límbico se ubica en el centro del cerebro reptiliano. Allí se almacenan las emociones y los recuerdos debido a que se halla la amígdala cerebral, la cual funciona como un baúl donde está guardada la memoria afectiva.


Es por medio de esta región cerebral que hemos desarrollado la capacidad de desear, junto con otros sentimientos como la depresión, el amor, el goce, el odio y los miedos.


Otra particularidad del cerebro límbico es la facultad de traer el pasado al presente, lo cual permite el proceso de aprendizaje.


3. Neocórtex


El neocórtex o corteza cerebral es la última capa en la evolución de millones de años del cerebro humano. Se encuentra sobre el cerebro límbico y su estructura consta de dos hemisferios: el izquierdo y el derecho.


El neocórtex gestiona sentimientos, memorias y procesos intelectuales de un orden superior de entendimiento y análisis. Esta parte del cerebro comprende conocimientos sumamente complejos.


Funciona principalmente en circunstancias que reclaman generar o resolver situaciones conflictivas, analizar y sintetizar información, utilizar el razonamiento analítico y analógico, así como el pensamiento creativo y crítico. Permite tomar consciencia, memorizar, imaginar, controlar emociones, realizar introspecciones, elegir el mejor comportamiento, reflexionar acerca de algún suceso y anticipar las consecuencias de los actos.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.