text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Estudiantes de ingeniería del RUM emplean nanotecnología para combatir la contaminación

      
Autor: Lafayette College  |  Fuente: Flickr

El hormigón, material tan omnipresente en la vida moderna, genera emisiones que dañan gravemente el medio ambiente. Para solucionar este problema es que estudiantes de ingeniería del Recinto Universitario de Mayagüez de la Universidad de Puerto Rico (UPR) están trabajando con nanomateriales, elementos mil veces más pequeños que una bacteria.

Lee también
» Reducir emisiones de carbono ayudaría al medio ambiente y la economía

 La producción de hormigón genera el 3.4% de la emisión de dióxido de carbono en el planeta.

El objetivo de esta investigación, según informó el Centro de Nanotecnología del RUM al periódico El Nuevo Día, es buscar “opciones para que este material de alto consumo sea sostenible y menos nocivo para el medio ambiente”. La producción de hormigón genera el 3.4% de la emisión de dióxido de carbono en el planeta, así como sustancias tóxicas que pueden causar enfermedades de los pulmones, de acuerdo a datos de la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos.

 

La investigación

La industria del hormigón es tan contaminante por el volumen de cenizas que genera. Uno de los mayores culpables de estos residuos es el cemento, componente esencial del hormigón. La forma de hacer más sustentable la producción del material es, por ende, utilizar menos cemento.

Por este motivo es que los investigadores del RUM buscan sustituir –parcialmente– los materiales cementicios por elementos minerales. Actualmente, un grupo de alumnos de este instituto se encuentra investigando hormigones de alta resistencia, a través del añadido de nanopartículas de dióxido de silicio a estas mezclas.

Al ser tan minúsculas, estas pequeñísimas partículas pueden adentrarse en la estructura del hormigón durante la etapa de mezclado. Gracias a estas, se logra una densificación de la microestructura y porosidad del cemento, lo que lo hace un 41% más resistente.  Los científicos de esta Universidad descubrieron que con solo añadir un 6% estas nanopartículas, se logró reducir la cantidad de cemento necesario en más de un 20%.

Este avance contribuye con el cuidado del Medio Ambiente, ya que logra que se genere menos dióxido de carbono y otros desechos tóxicos en la industria boricua.

Hédelix Soto, estudiante graduada de Maestría en la UPR, afirmó sobre esta investigación que “en el campo de la investigación tomamos un problema, lo analizamos y lo trabajamos para desarrollar una solución de un problema que afecta nuestro entorno (…) Nuestra juventud tiene talento y solo se requiere que estos jóvenes conozcan las oportunidades que están disponibles en el RUM”.

Esta investigación se encuentra actualmente apoyada por la Fundación Nacional de Ciencias (NSF), que aportó $5,000,000 al Centro de Nanotecnología en abril de 2014 con el objetivo de fomentar sus investigaciones de aplicación biomédica, ambiental y sustentable. Este Centro, es parte del conjunto de centros CREST (Centers of Research Excellence in Science and Technology) de la NSF.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.